¿Que son los Retoques?

Actualizado: 7 abr 2020


Microblading: ¿qué son los retoques y por qué se recomiendan?

Los retoques, aunque no obligatorios, sí que son muy aconsejables tras un tratamiento de Microblading, en especial si quieres mantener el mismo tono en tus cejas durante más tiempo.

Por lo general, el primer retoque se realiza entre las 6-10 semanas después del procedimiento, una vez que la piel está totalmente sanada. En esta sesión, también, se puede definir más la forma y modificar el color si fuera necesario.

A partir de aquí, la siguiente cita sería entre los 6 meses y el año de la primera sesión. Durante estos meses el pigmento irá desvaneciendo, dependiendo de la salud y del tipo de tu piel, de tu edad, del aspecto que desees y de si seguiste correctamente los cuidados posteriores.

Aunque el tema de los retoques es algo muy personal, también dependerá de cómo tu piel reaccione al pigmento. Se pueden dar casos que, en la primera cita, el cliente salga satisfecho con sus resultados y no necesite el primer retoque, mientras que en otros casos se puede llegar a necesitar hasta tres retoques para que el procedimiento luzca perfecto (esto sucede en el 15% de los clientes que se someten al Microblading). El Microblading es una técnica en la que no se pueden asegurar los resultados al 100%, porque cada persona cicatriza de una manera diferente, yo te recomiendo que siempre busques asesoramiento en un técnico especialista de confianza.

En definitiva, al igual que vas al gym para mantener la forma o a la peluquería para cuidar tu cabello, con el mantenimiento en el Microblading pasa lo mismo. Los retoques no son obligatorios, pero sí indispensables para alargar mucho más los resultados del tratamiento y que tus cejas luzcan durante más tiempo preciosas.

Por favor, ten en cuenta que en Debi Brows los retoques no están incluidos en el precio inicial del tratamiento de Microblading, por lo que el cliente valora si los desea y se pagan por separado en cada visita.